Para Usted

  • De primera mano

    Síguenos en: DE PRIMERA MANO   RODULFO REYES   El “candidato Granier”, de cerca   En estos momentos, en Tabasco, después del presidente Andrés Manuel […]

  • Lo que dicen los columnistas

    Síguenos en: Televisa: dominio y tarifas caras en TV de paga   Jorge Bravo   Proceso   “Televisa concentra 64.74% del total de accesos al […]

  • Para Usted

    Síguenos en: Para Usted AGM: Guerra de Recuerdos Mario Gómez y González Un recuerdo es aquella imagen del pasado que se tiene guardada en la […]

  • El postigo

    Síguenos en: El Postigo No aguantan ni el primer análisis Ambrosio Gutiérrez Pérez Algo que se llama “Análisis Político y Social”, otra cosa denominada “Voz […]

  • Para Usted

    Síguenos en: Para Usted Tenosique y Balancán; Perdidos para Morena Mario Gómez y González La irresponsabilidad, el cinismo, el nepotismo, y la falta de capacidad, […]

Síguenos en: Share on FacebookEmail this to someonePrint this page

Para Usted

Tabasco; el costo político y económico de las inundaciones

Mario Gómez y González

La verdad que nuestro querido estado de Tabasco, está pagando con creces y altos intereses, el haber posesionado al que ya conocen como, el último Emperador Olmeca, Andrés Manuel López Obrador, como presidente de la República mexicana en el año 2018.

Qué lejos se alcanza a ver la euforia de todos los tabasqueños que votaron por el oriundo de Tepetitán Macuspana y que soñaban con mejores condiciones de vida para toda la región en todos los aspectos y, por supuesto, para todos los tabasqueños.

Hoy la mayoría lamenta el distanciamiento y olvido del presidente nacido en estas tierras; sobre todo, por el desprecio y la desatención de parte de quien se esperaban grandes acciones, las cuales brillan por su ausencia y sólo se escucha a diario discursos retóricos y divisores, llenos de rencor y odio, en vez de plantearle al país y al estado, programas reales que alienten la economía y el crecimiento económico.

Pero bueno, no se puede esperar milagros; los políticos son así, despiertan falsas esperanzas en el electorado y cuando logran el objetivo buscado, sufren amnesia y se olvidan de las promesas ofrecidas en campaña.

Nuestra bendita tierra, por tradición es pródiga y fértil; pero de todos es conocido que sus cosechas son de temporal, debido a las torrenciales lluvias de los meses de Octubre y Noviembre, que de siempre provocan encharcamientos normales y naturales; así como inundaciones en las zonas bajas.

Pero el buen o mal manejo de las presas es otro cantar y es manejada por expertos (?) en el aspecto técnico, quienes tienen la capacidad que se requiere para el funcionamiento de los embalses; pero, donde “tuerce la mula el rabo”, es la dirección ejecutiva; porque aquí cada determinado tiempo o sexenio, se improvisa a los responsables y, todo se torna y maneja de manera política.

Así sucedió o aconteció con esta desgracia que se vertió sobre la planicie tabasqueña; cuando el gobernador de Tabasco, Adán Augusto López Hernández, llegó a Palacio Nacional a informar al presidente de la República, que había descubierto turbios negocios entre el personal operativo y empresas generadoras de energía, que originaban las inundaciones por el exceso de turbinacion; las cuales en esos días llegaban a más menos 1200 centímetros cúbicos por segundo.

Allí mismo se llamó a los expertos del régimen y acordaron  que se disminuyera el desagüe de las presas hasta 300 centímetros cúbicos; pero nunca buscaron el diálogo o la explicación técnica de los expertos en el manejo de los distribuidores acuíferos.

No quisieron saber los porqués, el cómo y el cuándo; y doblegaron con una orden ejecutiva, el buen funcionamiento del embalse, llegando este a rebasar el cien por ciento óptimo, con riesgos inminentes de ruptura y caos para el estado.

Por lo que los genios ejecutivos decidieron achicar o vaciar  para evitar el colapso, con las consecuencias de todos conocidas; turbinaron entre dos mil y tres mil centímetros cúbicos por segundo; un mundo de agua.

Hoy se sabe que la Comisión Nacional del Agua (CNA), responsable de todas las presas en México, no tiene la capacidad para operar, manejar y dar el mantenimiento correspondiente a las estructuras; por lo que se pudiera presentarse una desgracia no deseada en cualquier momento; y el gobierno federal quiere instituir otra dependencia que se encargue del manejo y regulación  de las presas.

En 1951, se creó una Comisión del Río Grijalva (CRG), la cual dependía en su total funcionamiento de la Secretaria de Agricultura y Recursos Hidráulicos (SARH); pero como nuestro país es inestable políticamente, esta comisión fue desaparecida en 1985, para dar paso a la creación burocrática de la Comisión Nacional del Agua (CNA), vigente hasta este día.

Pero mientras son peras o manzanas, los tabasqueños están con el agua al cuello, pecho, rodilla, tobillo o llenos de lodo; lamentando el abandono total de parte de las autoridades y reciben ayuda humanitaria de particulares y de gobiernos estatales contrarios a Morena así como auxilio internacional (escaso, por cierto).

Y todavía tendrán que esperar otro mes para que les aterricen los apoyos oficiales de acuerdo a un  censo que nunca terminan de elaborar; porque sólo lo quieren pintar de color vino tinto; el color favorito de los tres órdenes de gobierno en Tabasco; el federal, el estatal y el municipal.

 

En La Línea de Fuego**En efecto, ayer fue el “Día Internacional del Hombre”; fecha y evento que a todos nos viene (cómo dijera, ya saben quién), como “anillo al dedo”, para recordarnos, que la vasectomía es gratuita y la pensión alimenticia, es obligatoria**la sociedad civil del municipio de Macuspana (la bendita tierra que vio nacer al Presidente tabasqueño Andrés Manuel López Obrador, está dando verdadera cátedra de lo que es la solidaridad social**ante la ceguera y la tardanza de quienes tienen la obligación institucional de hacer llegar la ayuda y los apoyos a la población afectada, la sociedad “tumba pato”, se organizaron y están asistiendo y colaborando a mitigar las penas y las pérdidas a sus paisanos en desgracia**ojalá que los vino tinto, no vayan a salir con otro cuento y pretendan hacer “caravana con sombrero ajeno” (de hecho nos dicen que sí lo están haciendo), porque eso caldeará aún más los ánimos, derivados del desencanto y la decepción, que están a la alza.

 

En La Línea de Golpeo**”La falta de una política hidráulica efectiva ha ocasionado que el agua, que pudiera ser un enorme potencial de crecimiento para Tabasco, es nuestro principal motivo de tragedia”, externó la legisladora federal tabasqueña del PRI, Soraya Pérez Munguía, quien de nuevo volvió a poner el dedo en la llaga, al señalar que la creación de la comisión que será la responsable de la supervisión del manejo de las presas del Alto Grijalva, no es suficiente para prevenir inundaciones; pues dijo, “ya existe el Comité Técnico de Grandes Cuentas; de modo que es mejor un organismo ciudadano que funcione a largo plazo”**la política cardenense, quien se ha caracterizado por defender a los tabasqueños y ser la voz de sus reclamos y necesidades en la máxima tribuna del Congreso Federal, dijo que la Secretaría de Bienestar (presidida por Javier May Rodríguez), aún no responde a la solicitud de transparencia respecto de los padrones del primer censo a damnificados; de modo que, en este segundo ejercicio que arrancará el 23 de noviembre lo que más se espera es que haya claridad**con lenguaje claro, sencillo, pero muy directo, Pérez Munguía, destacó la necesidad que el trabajo de los servidores de la nación sea transparente y plural, pues ha recibido quejas acerca de que en la inundación de octubre, muchas personas que resultaron afectadas no fueron tomadas en cuenta y en otros casos los vales se entregaron con fines partidistas.

 

Los Malosos** Y ya que andamos metidos en el tema de la transparencia y el manejo de las acciones para aminorar y atender a los tabasqueños que sufren las consecuencias de los fenómenos hidrometeorológicos por el mal manejo de la crisis y la falta de prevención e las autoridades y sus instituciones, Soraya Pérez Munguía, les volvió a dar un “gancho al hígado”, al indicar que no hay claridad en el nuevo plan contra inundaciones anunciado por el presidente Andrés Manuel López Obrador; ya que, dijo, no se sabe cuánto se va a invertir, ni de dónde saldrán los recursos**”Han hablado de un plan de infraestructura; donde va haber mejoras en bordos, saneamientos, desazolves; pero tampoco nos han dado detalles, no nos han dado las cifras”, subrayó la priista cardenense y representante popular en la Cámara de Diputados, en San Lázaro**buen fin de semana**hasta el lunes Dios mediante.

 

Síguenos en: Share on FacebookEmail this to someonePrint this page

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*