La estaca

  • Franja Sur

    Síguenos en: El Tren Maya, podría judicializarse René Alberto López Al menos que se violen convenios internacionales y aplasten la voluntad de pueblos originarios, el […]

  • De primera mano

    Síguenos en:   RODULFO REYES Tabasco: El porqué de la inseguridad El tema de la delincuencia organizada en Tabasco tiene “un antes y un después” […]

  • Chontalpa política

    Síguenos en: ROMÁN PÉREZ MORALES El titular del poder Judicial, Enrique Priego Oropeza, dijo que en el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Tabasco no […]

  • Lo que dicen los columnistas

    Síguenos en: Oposición desgastada John M. Ackerman Proceso Fracasó la oposición golpista en su intento de tumbar al gobierno de Andrés Manuel López Obrador durante […]

  • El postigo

    Síguenos en: El Postigo Los partidos, más negativos que positivos Ambrosio Gutiérrez Pérez Una encuesta de GEA-ISA sobre los partidos políticos, difundida ya en portales […]

Síguenos en: Share on FacebookEmail this to someonePrint this page

Vivillos, los regidores paliceños

Por: Pablo Zavala

17/01/2017

Me llega un mensaje de la siempre bella Palizada, donde me comentan que para unos causó lastima y para otros indignación la presencia de dos regidoras del PAN que están en contra del actual alcalde Pedro Ayala, así como de los regidores priistas, quienes acudieron a las oficinas provisionales del Ayuntamiento para manifestar su molestia porque se les descontó el impuesto sobre el trabajo, porque no es posible que de los 67 mil 500  pesos que cobraron de aguinaldo les hayan quitado siete mil pesos.

En el mayor de los descaros exigen que se los devuelvan, pero vaya que se llevaron un descontón cuando se les indicó que por ley tienen que pagar impuesto y que hasta poco fue por la gran cantidad que cobraron. No les quedó más remedio que enrollar su cola y se retiraron ante la mirada de los empleados que también preguntaban por esa retención en sus aguinaldos.

Por cierto, ese Pedro Ayala sí que no sale de una y ya anda metido en otra. Para pagarle sus jugosos aguinaldos a los regidores, a quienes no convence con nada, ahora se quedó sin dinero para pagar el sueldo de los empleados de confianza, lo cual dicen le costó la chamba a la tesorera Olga Lara. A ver si con esto los seis cabildantes que tiene en contra le apoyan para conseguir la lana y cumplirle a los trabajadores.

Y en Candelaria las cosas están más que súper difícil para los maestros, lo mismo que para los de Palizada y en parte los de Escárcega. Les cuento, cada fin de año el gobierno emite unos vales para que los trabajadores, principalmente maestros, realicen compras en los comercios establecidos y  afiliados a la Canaco, quienes después se encargan de cambiarlos por dinero en efectivo.

Sin embargo, se nos dice que ante la falta de liquidez los comerciantes se le revelaron a la Canaco y decidieron no recibir estos vales. Afirman que luego para que se les canjee con dinero es realmente complicado y pasan meses sin poder tener el efectivo que les corresponde. Esto ha puesto en un gran predicamento a los maestros, ya que muchos de ellos recorren los comercios con sus vales bajo el brazo sin que se los acepten.

En Escárcega, mencionan que sólo una tienda de autoservicio se los recibe, pero en Candelaria la cosa es más complicada, ahí nadie le quiso entrar. En Palizada sólo una tienda que vende chácharas es la que los agarra; los trabajadores de la educación (algunos les dieron hasta seis mil pesos en estos vales) no pueden utilizarlos y tendrán que esperar a viajar a la ciudad de Campeche para ver si algún comercio los acepta.

Habría que ver qué dice el Sindicato de Trabajadores de la Educación, ese que desde que Peñita metió al bote a Elba Esther, vale menos que un cacahuate, porque no es capaz de mover un dedo para defender a quienes les quitan cuota para que los dirigentes vivan bien, porque esto de los vales, tal parece que se pudiera convertir en un fraude por parte de quienes lo emitieron, ya que engañaron a la clase trabajadora, y como dice mi abuelita, esto si no se vale.

LA PREGUNTA

¿Será que los regidores que tiene en contra el alcalde Pedro Ayala estarían dispuestos a fajarse los pantalones y faldas junto al pueblo y renunciar o cuando menos bajarse un cincuenta por ciento sus jugosos salarios de 45 mil pesos mensuales? En Palizada les daría muy bien para vivir con la mitad de lo que perciben, total no hacen nada, solamente grillar.

Síguenos en: Share on FacebookEmail this to someonePrint this page

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*